El Real Madrid empata en Villarreal con la mente ya en Wembley

El Real Madrid empata en Villarreal con la mente ya en Wembley
Goles de Guler (2), Joselu y Lucas Vázquez.
Sørloth (4) para el Villarreal.

Nada en la vida debe ser temido, solamente comprendido. Ahora es el momento de comprender más, para temer menos. Marie Curie (1867-1934) Física francesa.

Hola, qué tal, cómo estás. Bienvenido una vez más a este pequeño rincón de madridismo. Es humano errar. También lo es temer, dudar, inquietarse, preocuparse e incluso desconfiar. No es malo tener miedo toda vez que este se produce por la presencia de un riesgo o una situación amenazante y nos avisa del peligro para que podamos enfrentarlo correctamente. Tener miedo es bueno y mucho mejor lo es estar preparado para vencerlo cuando se nos pone delante.

(www.realmadrid.com)

Trasladando esto al partido de hoy me veo en la obligación de decirte que he sentido más miedo al final de los primeros cuarenta y cinco minutos que al final del partido. Y ahora me veo en la tesitura de tener de explicártelo. Así que, vamos al lío …

Color de rosa

Suele pasarme que cuando las cosas van demasiado bien a menudo empiezo a darle vueltas a la cabeza pensando en cuándo recibiré el guantazo y cómo de duro será. Mi mente siempre me tiene reservado un hueco en lo más profundo y oscuro para recordarme que en cualquier momento el temor de los irreductibles galos paisanos de Astérix puede convertirse en realidad provocando que el cielo caiga sobre mi cabeza. La vida y sus enrevesadas encrucijadas, ya tú sabes.

Es raro de explicar porque eso no me impide disfrutar de las cosas buenas que me han pasado y que, por suerte, me siguen pasando. Incluso me considero una persona bastante optimista, de verdad te lo digo. Pero siempre queda un pequeño resquicio por el que de vez en cuando comienza entrando el recelo y termina saliendo el canguelo.

(www.realmadrid.com)

Hoy he tenido uno de esos episodios cuando hemos llegado al descanso con un 1 – 4 en el marcador que reflejaba perfectamente la superioridad de los nuestros durante la primera parte. Ni siquiera el tremendo error de Ceballos que provocó el primer gol del submarino me alteró lo más mínimo. Esto va viento en popa, pensé, y al Dortmund le va a caer la del pulpo.

Y recordé que tenemos a la totalidad de la plantilla enchufada, todos en perfecto estado de revista, con sólo un lesionado (Alaba) y sin ningún nubarrón en el horizonte. Cómo será la cosa que la única polémica que se ha generado estos días se centra en discutir si el mejor portero del mundo debe o no ser titular en la final. A ese nivel hemos llegado. La vie en rose en versión madridista.

Y entonces sucedió y llegó mi mente para realizar tocamientos no autorizados en zonas sensibles de mi cuerpo y para dejarme una nota clara: la hemos cagado. Ya está. No todo puede ser de color de rosa. Es estadísticamente imposible. Y todo cambió de color.

Negros nubarrones

Te puedes imaginar el percal: ya no cae la decimoquinta, el Dortmund nos va a pasar por encima, Courtois no es mejor que Lunin, menos mal que no me tocó la entrada en el sorteo porque así no seré yo el gafe, seguro que no tengo ninguna camisa planchada para ir mañana a trabajar y ya verás como el mueble nuevo para la cocina no coge en el hueco que le hemos dejado. Un horror todo, como estás comprobando.

(www.realmadrid.com)

Pero por suerte siempre hay un héroe inesperado que salva a la chica en el último momento, el que desactiva la bomba un segundo antes de que explote, el que se señala su nariz para avisarte de que hay algo extraño colgando de la tuya o el que te advierte de que llevas la cremallera del pantalón bajada. Esta vez el héroe fue Sørloth.

Él solo se comió a Militão, a Rüdiger y, por extensión, a Lunin: tres goles en los primeros diez minutos de la segunda parte que de una tacada sirvieron para que el Villarreal empatara el partido, los comentaristas de Movistar tuvieran por fin un rato de felicidad, el presidente del equipo amarillo se frotara las manos pensando en la morterada que le sacará en julio a algún equipo random de la Premier por el noruego, Carletto le viera las orejas al lobo y a mí, por fin, me saliera esa sonrisa pícara del que sabe que una vez más ha vencido a todos sus miedos.

Acabando

En resumen: que ni tan mal. Si hasta me ha dado tiempo a tomarme un chupito de Jack Daniel’s antes de ponerme a escribirte esta tremenda perorata que te acabo de soltar. La cosa va tan bien que como en esta penúltima jornada ha quedado ya todo decidido y no habrá que igualar los horarios de ningún encuentro de la próxima, hasta podremos pedir que nos adelanten el partido contra el Betis, el último de la temporada en casa, al próximo viernes para así tener más tiempo para preparar la final de la Champions.

Así que, nada, a disfrutarlo con alegría, buen humor y con la esperanza de que ….. vaya, presiento que está llegando otra vez el nubarrón, así que voy a ver si le doy otro traguito al amigo americano. Que no te parezca mal que lo deje ya por hoy. Nos leemos en unos días.

(www.realmadrid.com)

Noticias

Dejar un comentario

Tu dirección de email no será publicada. Requiere que todos los campos con * estén rellenos.

Última Hora

Muncipios

Videos

"Samuel: Hollywood vs Hollywood"

Autores

es_ESEspañol